Formentera

Flautas y guitarras
tamizando del lacado
insectos desengranados
escalando por una alfombra persa
flores de lavanda
bordados en un chal de borlas
luz de vela
acariciando a ojos cerrados

 

 

Todos vivimos encerrados
en las celdas de una prisión.
Pero algunos de nosotros somos afortunados.
Nuestras celdas tienen ventanas”
(Pete Sinfield)
Esta entrada fue publicada en Poesia. Guarda el enlace permanente.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *